New York, New York

Alquimistas al Sur es la selección de diseñadores que viaja al Pabellón Argentino en la Feria WantedDesign, del 20 al 23 de mayo, en el marco de la semana del diseño.

En el calendario del diseño internacional, mayo es el mes de Nueva York. Es que la NYCxDesign, reúne del 3 al 24 más de quinientas actividades incluyendo ferias, exhibiciones, instalaciones, conferencias, estudios abiertos y todo tipo de lanzamientos de diseño gráfico, textil, industrial, urbano, de interiores y arquitectura. WantedDesign es una que se destaca como cita obligada, por tratarse de una de las ferias más grandes e innovadoras en cuanto a actividades y expositores, fuerte en jóvenes de todo el mundo presentando sus propuestas. Del 20 al 23 de mayo tiene lugar en los Terminal Stores de la 11th Avenida en Manhattan. La selección argentina Organizada por el Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto y la Fundación Exportar, la participación argentina, es la tercera consecutiva. Un compromiso que se celebra, ya que la continuidad en este tipo de eventos es fundamental a la hora de generar credibilidad en la respuesta comercial que se pueda dar. Un requisito fundamental para todos los diseñadores ya que esta es una feria donde el objetivo esta puesto en vender diseño puertas afuera. Así las señas particulares del colectivo argentino de esta edición 2017, apodado Alquimistas al Sur pasa por tres pilares del diseño local. El virtuoso empleo de materiales nobles como la madera, la lana y el cuero, en versión contemporánea. Además de otros tesoros originales de nuestra región como el chaguar, una fibra natural exótica, hermosa y sustentable. La transmutación del descarte en nueva materia prima a partir de la que nacen nuevos objetos. Una mecánica muy empleada por los profesionales argentinos para transformar materiales ordinarios en piezas preciosas.

Y los nuevos escenarios para el diseño que tienen al binomio diseño-artesanía, como la dupla del momento. Una fórmula que supimos acuñar en Latinoamérica donde el camino de la producción de objetos no pasa por las grandes industrias y tecnologías, sino por un camino artesanal a través del respeto e intercambios justos de diversos actores del mundo del hacer -diseñadores, poblaciones vulnerables y artesanos-. Así, del segmento mobiliario dan el presente el Estudio Brana de la arquitecta correntina Agostina Branchi con su hamaca en cuero. Agostina ya participó en la edición anterior, así como en la Feria de Milán, con lo que su objetivo es seguir posicionando sus productos en el mercado internacional. También en el rubro muebles, viajan los diseñadores industriales cordobeses Pablo Gasparini y Lucia Ceruti del estudio Gace con la silla en madera apilable Cateto de muy buena resolución morfológica. Exponentes del mundo del reuso y reciclado, participan las luminarias de Mután, colectivo que trabaja en el reciclaje de plásticos pos consumo. A la feria llevan sus lámparas colgantes de tapitas de gaseosa, material que compran al Hospital Garrahan y reciclan para dar vida a sus bellas lámparas de pie, veladores o colgantes. Del mundo del reuso, también fueron seleccionadas la dupla formada por las hermanas Teresa y Alejandra Sarmiento, quienes crean todo tipo de utilitarios y juguetes con el excedente de la producción de la emblemática marca Net Muebles de Alejandro Sticotti. Maderas nobles y autóctonas como el lapacho, petiribí, álamo, que dan vida a sets de escritorio, bandejas, lapiceros, macetas y una bella familia de barcos y veleros, inspirada sin dudas en su historia familiar relacionada a los astilleros. Dentro del universo accesorios, participan las exquisitas joyeras Julieta Cerutti, de Los Toldos, Provincia de Buenos Aires con sus piezas en plata 925 y Paula Giecco la diseñadora detrás de la etiqueta Finn, quien sofistica al máximo el acrílico como recurso en colecciones como Buenos Aires donde nos cuenta de un modo sutil en cada una de sus piezas -desde aros a collares- o la Diva inspirada en el movimiento Art Deco, entre otras. Además de las diseñadoras de Carro -Silvina Cannito y Guillermina Balsells, reconocidas por el buen ensamble que hacen de distintos materiales estándar o reciclados para sus colecciones de mochilas, bolsos y necessaires con su nueva colección hecha de un canvas plástico microperforado, material usado tradicionalmente para muebles de exteriores. Hélice con su amplia línea de mochilas y bolsos para los amantes del mundo en dos ruedas ya que son accesorios especialmente diseñados para los que andan en bicicleta y los pañuelos de bellísimas estampas de The Dignanis, formada por otra dupla de hermanas: Zule y Sol Dignani. Mientras que del binomio diseño artesanía, participa Matriarca, organización que promueve el trabajo artesanal de poblaciones del Norte de nuestro país, que expondrán particularmente el trabajo de desarrollan diversas comunidades y diseñadores como Marcelo Senra y el chaguar junto a la Ong. Gran Chaco. Y Anaway, alfombras y mantas hechas a mano por comunidades de la Puna en lana de llama y tintes naturales. Por último, otras dos perlitas, las colecciones de alfombras de El Espartano producidas junto a reconocidos diseñadores como la línea Malla junto a Cristian Mohaded o la Arashi por Adolfo Domínguez, entre otros. Y los empapelados y murales de la absolutamente virtuosa  ilustradora, artista y diseñadora Sofía Willemoes.

VER PUBLICACIÓN